A veces pasa (por no decir a diario) que contamos con tan poco tiempo en los bolsillos que nos vemos obligados a recurrir a las rebanadas de pan y sus adornos por encima a modo de tapas. Un sencillo arte que practicamos todos y cada uno de nosotros pero que a partir de hoy puedes hacerlo con gusto, presencia y estética.

Hay muchas tapas o canapés que se preparan en poco tiempo y no tengan nada que ver con la mítica mermelada o queso para untar, al menos no únicamente.

Las seis mejores tapas (para untar)

Inauguramos esta lista con una tapa o bocado de huevo revuelto con queso fundido y perejil.

Las seis mejores tapas (para untar)

Podemos montar esta tapa con queso de untar o con queso de rulo a la plancha y unas tiras de pimiento confitado por encima.

Las seis mejores canapés (para untar)

Queso azul con salsa de miel y mostaza sobre pan crujiente.

Las seis mejores tapas (para untar)

Podemos coger una tartaleta, untar su base con nata y cubrir con espárragos verdes y salmón, dar un golpe de horno y ¡a comer!

Las seis mejores canapés (para untar)

Aceitunas, tomate, cebolla y champiñón, la cena de cualquier amante de los sabores frescos.

Las seis mejores tapas (para untar)

Mousse de queso con olivas, salsa de aceitunas y guisantes.