Aunque la crisis sanitaria provocada por el coronavirus nos ha dejado tocados a todos, tanto en el ámbito personal como en el profesional, siempre hay quienes saben transformar los tiempos de adversidad en oportunidades de mercado. Y los fondos de capital de riesgo, en particular, es algo que tienen más que mascado.

La compañía CVC Capital Partners lleva aprovechando, desde hace muchos años, la resiliencia del ecosistema. Y en esta ocasión no iba a ser diferente: hace tan solo unas semanas que se ha hecho con el negocio de pasta seca de la marca Panzani, por un valor de 550 millones de euros, y ahora, además, acaba de acordar (a falta de ratificación de los clubes) quedarse con el 10.95% de LaLiga a cambio de 2.688 millones.

Este último movimiento evidencia las intenciones del fondo de volver a apostar con fuerza por el sector deportivo tras su salida del motor (tuvo importantes inversiones en Moto GP y en la Fórmula 1)… y también su ambición de continuar creciendo.

España, siempre en el punto de mira

El interés de la compañía por España no es nuevo: CVC lleva más de 20 años realizando grandes operaciones aquí. Entre ellas destacan su entrada en Naturgy, en Deoleo, en Tendam y en Quirónsalud, entre otras.

Además, el fondo también se hizo con parte de Abertis en 2010, momento en el que Javier de Jaime, al frente de su división española, ya tuvo que negociar con Florentino Pérez. Sin embargo, hoy la situación es muy distinta: el Real Madrid se ha opuesto frontalmente al acuerdo de LaLiga.

Deja un comentario

Cancelar la respuesta