¿Qué vamos a esperar de un jovencísimo chef inglés de 25 años? Cualquier locura que le ayude a pensar que está vivo, como su última aventura.

One Star House Party es el nombre que recibe la última idea aventurera de James Sharman, el chef inglés de 25 del que todo el mundo habla, por su buena maña en la cocina y por su alocadas maneras de embarcarse en proyectos nuevos, como este proyecto, que consiste en abrir 20 restaurantes pop-up, en 20 países en menos de 20 meses.

Algo que ya ha conseguido en China, Vietnam y Tailandia, y ahora se prepara para hacerlo en la cumbre del Everest, a más de 8.848 metros de altitud.

Este chef casi recién iniciado en las cocinas, pretende que este restaurante temporal abra sus puertas el día 10 de diciembre y las cierre justo antes de Nochebuena, el día 23, y contará con un equipo de 15 cocineros que le ayuden a preparar un menú basado en productos locales, donde la tradición también va imperar a tantísimos metros de altura.

La cifra para poder disfrutar de este restaurante, su hotel y su excelente servicio es de 1050 dólares americanos, para nosotros, unos 988 euros por cabeza.