Últimamente sólo comemos el salmón en tartar y, aunque está de toma pan y moja, ya estamos un poco saturados del saber y la textura de siempre. Esta vez probamos a dar un golpe de calor a los filetes y a acompañarlos de una guarnición muy crujiente y dinámica.

Ingredientes:

  • 1 lomo de salmón.
  • 100g de sésamo.
  • Cuatro tomates cherry amarillos.
  • Aceite de oliva.
  • Vinagre balsámico.

Preparación:

Cortamos el lomo de salmón por la mitad de manera que nos quede un lingote y lo pasamos por la plancha para hacerlo vuelta y vuelta.

En un plato servimos este lingote cubierto de sésamo y con tomates cherry como guarnición.

Podemos bañar el plato con una salsa de aceite y vinagre balsámico para dar un toque fresco al plato y hacerlo más apetecible para el verano.