El bacalao es, sin duda alguna, el pescado blanco más preciado del mercado. Y lo es porque además de destacar por su sabor y su calidad, el ‘Gadus morhua‘ supone una fuente de nutrientes muy importantes: la vitamina D favorece la absorción del calcio y el fósforo de los alimentos; el selenio, un nutriente relevante para la reproducción, ayuda a proteger el cuerpo contra infecciones y fomenta la función de la glándula tiroidea y la producción de ADN; y el Omega 3 protege al sistema inmunitario y previene el riesgo de cáncer.

Sus beneficios para la salud son múltiples, eso nos ha quedado claro. Pero es que, además, hay que tener en cuenta otro dato importante: para prepararlo no hace falta ser un as de los fogones. Que sí, que para desalarlo hay que invertir unas cuantas horas… pero luego, a la hora de cocinarlo, todo es coser y cantar. Por eso a continuación te facilitamos unas cuantas recetas que pueden servirte de ayuda para rendirle culto al que es considerado por muchos el rey de los mares. Y, líneas más abajo, también encontrarás algunos de nuestros restaurantes favoritos en los que podrás degustarlo.

Bacalao al pil pil

Puede que sea uno de los platos más famosos, si no el que más, de la culinaria vasca (y, por cierto, también el preferido de la periodista Marta Fernández). Consta simplemente de cuatro ingredientes… así que procura no despistarte a la hora de preparar esta receta de bacalao al pil pil.

Bacalao con garbanzos y espinacas

Receta clásica, natural y sabrosa donde las haya, suele tener más tirón con la llegada de las bajas temperaturas, pero nunca es mal momento para un buen plato de cuchara. Por eso no te pierdas esta receta de bacalao con garbanzos y espinacas.

Bacalao confitado con gulas

Dedicada para aquellos que no suelen tener tiempo para grandes elaboraciones culinarias a lo largo de la semana, pero que tampoco perdonan un día de pescado: receta de bacalao confitado con gulas.

Purrusalda con bacalao

El chef David García (El Corral de la Morería) nos chivó en su día la receta de la purrusalda de bacalao que allí se sirve. Ojo, porque está de pan y moja… con que apunta, apunta.

Y si prefieres no ensuciar la cocina…

Rocacho (Madrid)

El moderno asador de Padre Damián ofrece de forma exclusiva hasta finales de abril un plato especial de su bacalao skrei (variedad muy apreciada del pescado blanco, noruego, freso y salvaje) al carbón con salsa de ajo negro, acompañado por un crujiente de tinta de calamar y yuca a las brasas.

Bacalao skrei, en Rocacho (Madrid).

Balausta (Málaga)

Desde su ubicación privilegiada en pleno centro de Málaga, este restaurante y sus chefs, José Carlos García y Marcos Granados, se preparan para la llegada del buen tiempo con una nueva carta protagonizada por sabores frescos que mantienen intacta la esencia tradicional malagueña. Como botón de muestra, su lomo de bacalao confitado con caldillo de pintaroja y calabaza escalibada.

Dantxari (Madrid)

En la histórica (ya van cuatro lustros de vida…) casa de comidas vasco-navarra de los hermanos Medina puede degustarse uno de los mejores bacalaos al pil pil de la capital. Le siguen de cerca el clásico ajoarriero (también a la vizcaína) y las croquetas de bacalao. Ah, y en temporada de skrei, de mediados de marzo a mediados de abril, lo cocinan con salsa de colmenillas.

Lasarte (Barcelona)

La propuesta de Martín Berasategui y Paolo Casagrande para Lasarte (tres estrellas Michelin) se renueva siempre adaptándose a los productos clave de cada estación. Y esta temporada son más marinos que nunca: el mar es el verdadero protagonista, con ingredientes como el calamar, el bacalao, los crustáceos o la ostra, entre otros. Por eso el menú degustación 2022 incluye el bacalao confitado con crema acidulada, mostaza y kale.

Deja un comentario

Cancelar la respuesta