Ingredientes:

  • 400g de arroz para risotto.
  • 400g de calabaza.
  • 250g de gorgonzola.
  • 100g de queso parmesano.
  • 8dl de caldo de carne.
  • 80g de mantequilla.
  • 100ml de leche.
  • 1 yema de huevo.
  • 1 cucharadita de chalota picada.
  • Aceite de oliva.
  • Sal.
  • Pimienta.

Preparación:

Empezamos cortando la calabaza en trozos grandes, envolverla en papel de aluminio con un chorrito de aceite de olvia, sal y pimiento y meterla en el horno a una temperature de 170 grados durante 40 minutos, aproximadamente. Una vez haya sido horneada, retiramos el papel, dejamos enfriar, la pelamos y la pasamos por un tamiz para crear un puré.

Impregnamos una sartén con mantequilla, añadimos el arroz, las chalotas, dejamos que tueste, vertemos el caldo caliente, añadimos el puré de calabaza y cocemos durante 15 minutos.

Durante ese tiempo, aprovechamos para elaborar la salsa: hervimos la leche, añadimos queso gorgonzola, la yema de un huevo y mezclamos todo, pero fuera del fuego.

Cuando la cocción del arroz esté en su punto, salpimentamos la preparación y añadimos la mantequilla restante y el parmesano.