No podemos negar lo innegable: si hay una receta protagonista en estas fechas esa es, sin duda, la de las torrijas. Conocemos las tradicionales, por el contrario hay quienes las prefieren vanguardistas… pero, sea como fuere, es el postre más deseado y buscado en Semana Santa. Sin embargo, y aunque no lo parezca, también hay vida más allá del mítico dulce: existen otros broches de oro típicos de estos días, dignos de toda sobremesa. Apunta, apunta… te contamos cuáles son.

Profiteroles de chocolate

Ingredientes (para 25 unidades):

Para la masa

  • 250 ml de leche
  • 125 g de mantequilla
  • 250 g de harina,
  • 5 huevos
  • Una pizca de sal

Para la crema de chocolate

  • 180 g de chocolate negro al 70%
  • 40 g de Maizena
  • 60 g de azúcar
  • 4 yemas de huevo,
  • 450 ml de leche entera
  • 50 ml de crema de leche

Elaboración:

  1. Pon en un cazo al fuego la leche con la mantequilla y una pizca de sal. Cuando hierva, saca el cazo del fuego y añade la harina de golpe. Vuelve a ponerlo al fuego y remueve enérgicamente la mezcla, hasta que la masa se ​​desprenda de las paredes del recipiente.
  2. Una vez hayas dejado enfriar un poco la masa, añade los huevos de uno en uno, batiendo con las varillas eléctricas tras cada adición. Con la ayuda de dos cucharas, haz bolitas con la masa y hornéalas a 180º durante unos 25 minutos.Saca la bandeja del horno y déjala enfriar.
  3. Para hacer la crema, derrite el chocolate al baño María o en el microondas. Bate en un cuenco las yemas con el azúcar, añade la Maizena y termina de batir. Pon a hervir en un cazo la leche con la crema de leche. Agrega un poco de la mezcla de leche a la de las yemas y disuélvelo bien.
  4. Termina de añadir toda la leche a las yemas y vuelve a poner el cazo al fuego. Remueve con unas varillas, con el fuego bajo, hasta que la crema espese.
  5. Vierte un tercio de la crema caliente sobre el chocolate. Remueve. Agrega otro tercio más. Vuelve a remover. Termina de incorporar la crema al chocolate y vuelve a remover. Deja enfriar.
  6. Para montar los profiteroles, ábrelos con unas tijeras de cocina, dándoles un pequeño corte. Pon la crema de chocolate en una manga pastelera y rellena los profiteroles con ella. Colócalos en una bandeja y sírvelos espolvoreados con azúcar molido.

Bizcocho de mandarina y almendra

Ingredientes (para 8 personas):

  • 200 g de mandarina
  • 4 huevos
  • 100 g de azúcar
  • Ralladura de medio limón
  • 2 g de sal
  • 100 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 180 g de almendra molida
  • 10 g de levadura química
  • Azúcar glass para decorar

Elaboración:

  1. Lava con ahínco las mandarinas y retira los posibles rabitos que les puedan quedar. Llena una olla con agua y cuece la fruta sin dejar que hierva a borbotones durante unos 20 o 30 minutos, hasta que estén muy tiernas. Deja escurrir y enfriar.
  2. Precalienta el horno a 180ºC y prepara un molde. Cuando no quemen, termina de secarlas y córtalas en cuartos, extrayendo los huesos que puedan tener. Tritúralas con una batidora hasta obtener una pasta homogénea.
  3. Bate (con batidora de varillas) los huevos, el azúcar, la ralladura de limón y la sal, después añade el aceite de oliva. Bate un poco más hasta que quede la mezcla quede homogénea.
  4. Incorpora la mandarina, la almendra molida y la levadura química, mezcla con suavidad hasta integrarlo todo. Viértelo en el molde y hornéalo durante unos 45 o 50 minutos.
  5. Espera un poco antes de desmoldar y déjalo enfriar completamente sobre una rejilla. Decora con azúcar glass.

Brazo de gitano

Ingredientes (para 10 personas):

  • 4 huevos
  • 100 g de harina de trigo,
  • 100 g de azúcar
  • Una pizca de sal
  • 200 g de mermelada de frutos rojos

Elaboración:

  1. Forra la bandeja de horno con papel sulfurizado, doblando bien las esquinas y procurando que estas queden bien pegadas al borde.
  2. Bate los huevos y el azúcar, una pizca de sal incluida, en un recipiente hondo y amplio hasta que la mezcla blanquee y doble su volumen.
  3. Añade la harina tamizada y, realizando movimientos envolventes para no perder el aire, mezcla hasta obtener una masa homogénea. Extiende la masa sobre la bandeja del horno, alisa la superficie con una lengua pastelera y mételo a cocer al horno (previamente calentado a 180ºC) durante 10 o 12 minutos, hasta que veas la superficie ligeramente dorada.
  4. Extiende una lámina de papel sulfurizado sobre la mesa y espolvoréala con azúcar. Vuelca el bizcocho caliente y retira el papel, que habrá quedado en la parte superior.
  5. Extiende la mermelada por toda la superficie y enróllalo sobre sí mismo con cuidado. Envuélvelo en papel y deja enfriar antes de servir.

Deja un comentario

Cancelar la respuesta