Para la 64º edición, y por quinto año consecutivo, el champagne Perrier-Jouët será el embajador oficial del Festival de Cine de San Sebastián.

Beber puede llegar a ser todo un arte. Todo un lujo que disfrutar acompañando cada sorbo de una velada cultural tan artísticamente importante como la entrega de la Concha de Oro del Festival de San Sebastián, y qué mejor que el champagne Perrier-Jouët como testigo de la ceremonia.

Cinco años con esta nueva edición es el tiempo que este oro líquido lleva acompañando a los candidatos al premio en la ciudad donostiarra, y siempre es motivo de celebración tener una copa de este champagne en la mano.

Un año más, del 16 al 24 de septiembre las finas burbujas de Perrier-Jouët Grand Brut, buque insignia de la centenaria maison, serán las protagonista de un festival que verá pasar por sus entrañas a más de 25 películas compitiendo por la Concha de Oro.

Unas burbujas que se acercaran al gran y pequeño público de la mano del Paseo por el Edén, una ruta por 20 establecimientos minuciosamente seleccionados de San Sebastián que ofrecerán este champagne a un precio especial.