Que no tengamos ganas o el tiempo se nos haya echado encima no quiere decir que tengamos que recurrir, obligatoriamente, al sándwich de jamón y queso a la plancha. Está rico, pero los mismos sabores de siempre consiguen que lo tengamos un poco atragantado; por eso, puede que este bocadillo tan original nos haga recobrar un poco más el cariño por este tipo de comida rápida.

Ingredientes:

  • Pan de pipas.
  • 5 gambas.
  • 1 huevo.
  • 2 espárragos blancos.
  • Un puñado de brotes verdes.
  • Salsa de yogur.

Preparación:

En una olla con agua caliente ponemos a cocer las cinco gambas  durante un minuto. Cuando estén rojas, las retiramos del fuego y dejamos enfriar para después pelarlas.

En otra olla con agua ponemos a cocer el huevo. Tras 10 minutos retiramos del fuego, sacamos el huevo de la olla y dejamos que enfríe para después pelarlo, lavarlo y laminarlo.

Abrimos por la mitad el pan de pipas y ponemos una base de brotes verdes, los espárragos troceados, el huevo laminado y las gambas peladas. Cubrimos el interior con dos cucharadas de salsa de yogur para completar este bocadillo  vegetal con gambas rojas.