Expertos en vinos y destilados, Escolà Vins i Destil-lats fue fundada en 1962 en el barrio barcelonés de Horta por la familia Escolà como una tienda de venta al por menor. Ahora está dirigida por la segunda generación familiar, Natalia y Francesc Escolà, que son primos e hijos de dos de los tres hermanos fundadores. Y tras pasar 50 años, en 2011, abrieron Magatzem Escolà, una nueva tienda en la calle Comercial, 13, justo delante del mercado del Borne, después de que restauraran este antiguo edificio, que data del año 1890, con el propósito de recuperar ese espíritu nostálgico de los orígenes del negocio.

“Necesitábamos acercar nuestras instalaciones al profesional», explica Xavier Lamelas, director adjunto de Escolà, Vins y Destil·lats porque, aunque Espluges de Llobregat (localidad dónde se encuentran sus oficinas y el almacén) está muy cerca de Barcelona. Cuesta mucho que el hostelero se desplace, y un lugar tan céntrico como el Borne es mucho más accesible para compartir con nuestros clientes esa parte de experiencia formativa y de conocimiento”.  

Espacio polivalente

La tienda tiene ese encanto único de emblema de barrio, que se puede ver en su espacio polivalente de 600 m2 llenos de sorpresas y emociones, divididos en dos plantas completamente diferentes dedicadas a la venta, degustación y difusión de la cultura de los espirituosos y de los vinos a través de talleres y eventos de todo tipo. «Además, cuenta con un anexo en la planta baja destinado a la parte de showroom y formación con capacidad máxima para 50-60 personas. Aunque por motivos COVID, pero también porque no es un espacio habilitado para tal efecto, el aforo ahora no va más allá de 15- 20 personas, por lo que recomendamos que el espacio no sobrepase ese aforo y sea siempre en formato aula. A veces, también de manera puntual, y para un fin muy concreto, lo alquilamos para degustaciones, eventos…» añade Lamelas.

Formación y ocio para profesionales y aficionados

Con la organización de cursos, talleres, catas y presentaciones de productos, y asesorados de expertos cualificados, este establecimiento transmite a profesionales y aficionados su pasión por la cultura de los destilados y la coctelería. «Impartimos clases de todo tipo» comenta Lamelas, «desde formaciones a medida para las personas que quieren introducirse en el mundo de la coctelería o del vino hasta cursos avanzados para entendidos del sector».

En ese concepto referente de establecimiento para los profesionales del sector -prosigue Xavier-, «Magatzem Escolà es como su pequeño mercado de la Boquería para los cocineros, porque aquí encuentran todas esas rarezas que no hallan en otros lados, como cualquier categoría de espirituosos o licores de cualquier parte del mundo, que aquí tenemos siempre a su disposición».

Grandes joyas

Magatzem Escolà es una de las tiendas especializadas con mayor número de productos de Barcelona. Tienen un catálogo de 6.000 referencias de múltiples países y denominaciones de origen, así como otras bebidas, aunque a la vista hay expuestas 2.200, que son las de mayor rotación: vinos nacionales e internacionales, champagnes, vermús, licores, amaros, tequilas, mezcales, whiskeys, bourbons, cognac, brandys, vodka en calaveras de cristal o en botellas de seis litros etc.

Para los paladares más exquisitos cuentan con una selección de grandes joyas y ediciones limitadas, unas 80 aproximadamente, que están abajo en una cava climatizada, entre las que podemos encontrar una botella de whisky Glenrothes Vintage 68 de 9.600 euros.

En cuanto a caldos, disponen de un amplio surtido de vinos económicos, entre 4 y 12 euros, y una cuidada selección de vinos de gama alta. Ofrecen al cliente la posibilidad de degustar ocho tintos y ocho blancos entre 1 euro el más económico a 2,90 euros los más caros. «Comercializamos grandes marcas de todo tipo de licores y también trabajamos con productores pequeños e independientes. Actualmente, hay mucha demanda de productos de más prestigio, como son los champagnes de la familia Moët. Pero no es ni mucho menos el vino más vendido de la casa, que serían algunos de la gama Pernod Ricard, como el famoso Pago de los Capellanes, Matarromera o Martín Códax, además de los de pequeñas bodegas».

También son distribuidores en España de la gama Monín, siropes y purés, que te permiten aromatizar cualquier tipo de bebida ya sea café, un cóctel o una bebida sin alcohol, o preparar un ice tea.

Lo dicho, si eres un entusiasta o aficionado por la cultura vitivinícola o los destilados, Magatzem Escolà es tu tienda. ¡No te defraudará¡

Deja un comentario

Cancelar la respuesta