Como cada 11 de septiembre, este sábado se celebra la Diada (el Día de Cataluña), una fecha que ha estado marcada por la polémica en los últimos años debido a las reivindicaciones nacionalistas e independentistas en las calles. A nosotros, faltaría más, nos parece genial que cada uno viva esta fecha como le plazca… Y en Tapas Magazine tenemos claro que vamos a celebrar la Diada metiéndonos entre pecho y espalda algunos de los platos estrella de Cataluña, desde que nos levantemos hasta que caiga la noche. Éste es el menú.

Pa amb tomàquet

Pa amb tomàquet

Si el desayuno es la comida más importante del día, nosotros empezamos esta jornada de la Diada con uno de los bocados más tradicionales, sencillos y deliciosos de Cataluña: el pa amb tomàquet (el ‘pantumaca‘ para los amigos, como popularmente se pronuncia en el resto del país)​​. Vale que el pan con tomate, aceite de oliva y sal se come hoy en día en cualquier punto de España, pero para hacerlo como mandan los cánones por aquí tienes que hacerlo con un buen pan payés. Y a la combinación le puedes añadir jamón serrano o –para darle un puntito más catalán– fuet.

Escalivada

Escalivada

Uno de los platos más deliciosos y saludables que podemos encontrar por estos lares es la escalidava. Se trata de un homenaje en toda regla a algunos de alimentos más notables de la huerta mediterránea: los tomates, los pimientos y las berenjenas, que son asados a la brasa. Después se les deja enfriar, se pelan y se aliñan con sal, vinagre y aceite de oliva.

Mongetes con butifarra

Butifarra con mongetes

Pasamos ya a un plato mucho más contundente (se acabaron las ‘tonterías’…). Ni más ni menos que un producto tan catalán como la butifarra, que es asada a la brasa y acompañada de judías blancas cocidas y salteadas con ajo. Por si esta explosión de sabor fuera poca, hay quien lo sirve acompañado de alioli. No apto para estómagos remilgados (no saben lo que se pierden…).

Suquet de peix

Suquet de peix

Una recomendación para los que son más de pescado. Primo hermano del bullit de peix ibicenco, el suquet de peix es un guiso que se nutre del maravilloso producto que se puede encontrar en las costas catalanas. Mero, dorada, rape, merluza… todo vale, y cuanto más variado mejor, a la hora de elaborar este caldoso plato, antigua comida de pescadores, en el que encontramos también otros ingredientes como patata, perejil, ajos, almendras y azafrán.

Calçots

Calçots

Tiernos y nada ácidos, así son los calçots (que en realidad son una peculiar, y buenísima, variedad de cebolla), otro de los grandes platos estrella de Cataluña. La mejor época para hacer una buena calçotada es entre enero y marzo. Y para llevarla a buen puerto tan sólo tendremos que asar los calçots en leña, ponernos el tradicional babero (todo un ritual) y disponernos a disfrutar. Se pueden devorar solos, pero acompañados de salsa romescu son insuperables.

Crema catalana

Crema catalana

No podíamos acabar esta jornada culinaria sin el postre típico catalán por excelencia (como su nombre indica…). No existe mayor placer que escuchar cómo cruje, al golpearla suavemente con nuestra cucharilla, esa capa de azúcar caramelizado, bajo la que se encuentra una crema pastelera con base de yema de huevo. Esto sí que es un final feliz.

Deja un comentario