Qué duda cabe. Pantone es una de las expresiones artísticas de los últimos tiempos y no hay profesional del sector que no se deje embaucar por su amplia gama de colores. Un predominio artístico que ha llegado a la gastronomía para quedarse y que hoy ponemos nombre (y número Pantone) a los colores que lucen nuestras comidas preferidas.

La artista Lucia Litman ha hecho de la combinación de comida-color un auténtico pasatiempo  agradable al ojo humano y hoy hacemos un repaso de todas sus composiciones creativas  relacionadas con el sector culinario.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

¿A qué color Pantone corresponde, por ejemplo, la mermelada de fresa? Según esta novata creativa el color 19-2025 refleja muy acertadamente la mermelada de color rojo.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

¿Y un champiñón? La huerta también tiene cabida en Pantone.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

Hasta seis tonalidades de colores de huevos encuentra Litman en la gama Pantone. Se acabó pensar que sólo son blancos o morenos.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

La repostería y sus galletas están bien diferenciadas en la gama más oscura de Pantone.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

Los colores deep forest y limeade correponden a los colores de un aguacate.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

Blanco, anaranjado y marrón para las tartas de frutos secos.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

No todas las zanahorias son naranjas, hemos podido aprenderlo de Pantone.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

¿A qué color corresponde en la gama Pantone el romero, la albahaca, el laurel…?

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

Hasta el mítico bagel de Nueva York encuentra su hueco en esta enorme lista, y muy acertado, por cierto.

La gastronomía desde un punto de vista Pantone

Pomelo, naranja, mandarina, limón, lima… ¿Cuál te parece más similar?