Valencia ha vuelto a ser el escenario de la fiesta del arroz. Ha vuelto Tastarròs: un evento que se ha celebrado este fin de semana, organizado por la D.O. Arròs de València y protagonizado por restaurantes de diferentes comarcas y de la capital, que han ofrecido platos de arroz clásicos y vanguardistas por 4 euros en la plaza del Ayuntamiento. Y porque las vueltas siempre tienen que ser a lo grande, esta quinta edición ha contado con embajador de lujo, el chef con tres estrellas Michelin Quique Dacosta.

Desde que se celebrara por primera vez en 2016, el Tastarròs ha sido uno de los acontecimientos más señalados para los amantes del arroz y esto mete en el mismo saco tanto a público en general como a cocineros y hosteleros.
Este año el apetito era más que voraz y el programa de actividades en torno a la promoción de este cereal estrella cultivado, en su mayoría, en el Parque Natural de la Albufera, ha sido de lo más variado (y animado).

A la instalación del mítico sequer urbano le han acompañado exposiciones, talleres y showcookings. Y como novedad este año, además de la participación del Museo del Arroz de Valencia, el concurso Arrocero del futuro, disputado entre cocineros de todo el país que ha terminado con Jorge Moreno, desde el restaurante alicantino Voraz, como ganador.

Todo por el arroz en Valencia

La jornada del sábado, la plaza del Ayuntamiento contó con la presencia de Quique Dacosta, quien, quien trabaja mano a mano con la D.O. Arròs de València para la promoción de su preciado cereal. Senia, Bomba y Albufera, son las variedades que mejor se adaptan a la zona de cultivo de La Albufera y al recetario arrocero tradicional, el mismo que el chef afincado en Denia abandera en sus restaurantes. “La Denominación de Origen sólo recoge las variedades que se compartan bien para el tratamiento del arroz hecho en paella, no cualquiera y eso implica que sea un buen conductor del sabor” señalaba el chef después de degustar las recetas de algunos de los restaurantes participantes.

Quique Dacosta, embajador de lujo en Tastarròs 2022.

Tras la inauguración, a las 11.00 h, del espacio Tastarròs T’ensenya, donde se pudo aprender a cocinar arroz de la mano de los cocineros más prestigiosos de la comunidad, el suelo de la plaza del Ayuntamiento se convirtió en un gran sequero de arroz de 10.000 kilos secados con la ayuda de animales y herramientas tradicionales. De 14:00 a 16:00 horas vino la que para muchos (coincidirán) era la mejor parte: saborearlo. Unos quince restaurantes de 12 de las 34 comarcas que configuran la Comunitat Valenciana cocinaron sin parar sus recetas singulares para ofrecerlas a degustar.

Un público hambriento pudo elegir entre las elaboraciones de restaurantes participantes como Bar Mistela con el arroz de cocido en paella de Quique Barella; Fernandet con el arroz de gamba rayada y chipirón de Sabrina Giménez; Al Grano con el arroz de puchero de Carles López Revert; Sequial 20 con el arroz del senyoret de Juan José San Bartolomé; o Castillo con la paella de bacalao, coliflor y habitas de Eduardo Frechina.

El sequer de arroz, una de las actividades más disfrutadas del evento.

Otra visita excepcional vino de la mano de Begoña Rodrigo y Chabe Soler de La Salita, quienes para este Tastarrós 2022 participaron con un arroz con berberechos y gambas, un arroz con leche y un cóctel elaborado en el momento por su barman ucraniano, Denys Cherkasov, y cuyos ingresos obtenidos han sido donados a los refugiados de Ucrania. Tan sólo media hora después de haber comenzado a servir sus raciones, “habían vendido prácticamente todo lo previsto” comentaba la chef de La Salita.

Y el ganador de Tastarròs 2022 es…

El domingo tras Tastarròs t’ensenya, donde 15 cocineros de vanguardia se subieron al escenario para hablar de tendencias gastronómicas, la exposición Peixca a L’Albufera, con la asistencia de los pescadores del Port de Catarroja, y la paralela degustación de arroces por parte de 25 restaurantes de la comunidad, tuvo lugar la celebración de la final del concurso Arrocero del Futuro que trae a cocineros menores de 35 años, este año como novedad, de toda España.
Ocho restaurantes participantes, que presentaban gran nivel: de Valencia, Mario Doria, de Bar Mistela; Pablo Royo de Vernetta; de Puebla de Farnáls (Valencia) se presentó José Herraiz, del restaurante del Merakki Beach Hotel y de Alicante Jorge Moreno, de Voraz. Desde Madrid se presentaban tres cocineros: Miguel Ángel Alonso, de La Bodeguita del Arte; Agustín Herrera, de Makkila Serrano, y Néstor López, de Papúa. Andalucía estuvo representada por la candidatura de Diego Narbona, del restaurante Bendita Katalina (Marbella).

El arroz como protagonista del fin de semana.

Tras la deliberación de un jurado compuesto por destacados periodistas del sector gastronómico, el tenaz cocinero alicantino Jorge Moreno, del restaurante Voraz, se alzó como ganador con su interpretación del arroz de Valencia -una receta que llegó a la mesa con el punto del arroz perfecto, y destacaba por la genialidad a la hora de integrar los ingredientes en el plato, además de su presentación– llevándose a casa un premio de 2.000 euros en metálico. “He cocinado paella valenciana con técnica alicantina para acabar con las rivalidades” confesó orgullo el chef.

Deja un comentario

Cancelar la respuesta