La fiebre por la cocina japonesa hace años que llegó a nuestro país (y al espacio gracias al astronauta Soichi Noguchi) para quedarse, expandirse fugazmente a través de locales y conquistar el paladar de la gente. Las dos primeras se llevaron a cabo de forma (casi) instantánea. Respecto a la segunda… Es un proceso que poco a poco se va consiguiendo. Y Sushita Café parece haberlo conseguido. Lleva tres aperturas en la capital española – el último local se ha inaugurado hace apenas dos semana en la calle Miguel Ángel 11- ofreciendo en todas una propuesta pionera, saludable y artesanal que utiliza ingredientes naturales y de gran calidad, como el salmón salvaje de Alaska, la carne de Wagyu de procedencia española, el kale, la quinoa o el kimchi. Y es que claro, cuando la carta de un restaurante se compone de exquisiteces como estas, fundamentadas bajo la idea de “somos lo que comemos”, es imposible resistirse a este tipo de gastronomía.

Entre sus platos estrella destacan la ensalada wakame, los rollitos de pato crujiente, la tempura de gambas rojas con chile dulce y su amplia variedad de nigiris. A ellos se les unen nuevas propuestas como el tiradito de salmón salvaje, el sashimi de atún con arroz inflado o el nigiri de huevo de codorniz y chanquetes. Unas recetas para chuparse los dedos y acompañar con un buen cóctel preparado en exclusiva por Carlos Moreno, de StreetXo. ¿Que prefieres disfrutar todo esto desde el salón de casa con una peli de fondo? Pues tranquilo porque el nuevo restaurante sigue manteniendo su exclusivo corner dedicado a aquellos clientes que prefieren disfrutar en casa o en la oficina de esta saludable propuesta oriental.

Además de la oferta gastronómica, la cuidada decoración y los materiales empleados a la hora de cocinar los ingredientes (el agua que se utiliza para la cocción del arroz es alcalina, ayuda a neutralizar los niveles de ácido en el organismo) han sumado fuerzas para convertir a Sushita Café en lo que es hoy, el nuevo place to be.