El grupo de restauración de Starbucks acaba de anunciar que próximamente abrirá el primer café dirigido por personas sordas en Washington D.C y atendido en lengua de señas. La tienda tendrá en plantilla entre 20 y 25 empleados sordos o con problemas de audición. Esta es la primera vez que un café en Estados Unidos cuenta con personas de esta comunidad.

Además, en la cafetería se podrán ver obras de arte de un artista sordo y comprar sus tazas y cuadros. Todos los empleados usarán un delantal personalizado que deletrea Starbucks en lengua de señas diseñada por Angie Foster, una mujer sorda que dirige su propia tienda de bordado. De esta forma, Starbucks espera que esta nueva tienda refleje el compromiso de la compañía de ser más inclusivo y accesible para todos.