Pouring Water Into a Glass From a Pitcher Accion Acción Agua Agua mineral Agua potable Alimentacion Alimentación Alumbrada Alumbradas Alumbrado Alumbrados Antialcoholica Antialcoholicas Antialcoholico Antialcoholicos Antialcohólica Antialcohólicas Antialcohólico Antialcohólicos Ayudante de cocina Bateria de cocina Batería de cocina Bebida Bebidas Burbuja de aire Cantaro de agua Cantaros de agua Capsula Coleccion de alimentos Colección de alimentos Comprimido Comprimidos Contraluz Copa Copas Corche Cristal Cántaro de agua Cántaros de agua Cápsula De cristal De vidrio Derramar Echar Foodcollection Jarra de cristal Jarra de vidrio Jarras de cristal Jarras de vidrio Jarro Jarro de cristal Jarro de vidrio Jarros Jarros de cristal Jarros de vidrio Loza Movimiento Pastilla Pastillas Platos Regar Royalty Free Servicio Servicio de mesa Servir Sin alcohol Transparente Trasluz Utensilio de cocina Utensilios de cocina Vaciar Vajilla Vajilla de cocina Vaso Vaso de agua Vasos Vasos de agua Verter Vidrio

Si eres de los que se aburren bebiendo dos litros de agua al día y sólo de pensarlo ya tienen hinchado el estómago, prueba con estas cómodas, saciantes y ligeras combinaciones de ingredientes que te facilitarán la tarea de beber (agua) con este mal tiempo.

Te dicen que bebas dos litros de agua pero no se dan cuenta de que fuera está cayendo todo el agua que no te estás bebiendo tú. Es imposible beber tanto con temperaturas bajas, nada que ver en verano, pero si probamos con condimentos dulces y divertidos, aseguramos que la predisposición cambia.

Sácale partido al agua (y sus combinaciones)

Agua con fresas. ¿No? ¿Nunca lo habéis probado? Pues baja a la frutería y compra algunas frutas rojas, más frases que del resto, y prepárate un agua con esencia.

Sácale partido al agua (y sus combinaciones)

Agua con limón. Es casi la versión más practicada durante todo el año, también en verano a modo de limonada, y en esta época nos servirá para recargar vitaminas y evitar resfriados.

Sácale partido al agua (y sus combinaciones)

Agua con pepino. No se lo digas a nadie, pero no sólo refresca, también quita el dolor de cabeza y erradica el mal aliento por mucho tiempo.

Sácale partido al agua (y sus combinaciones)

Y si ya tenemos el resfriado encima, probemos con echar algunas hojas de eucalipto en el agua. Nos abrirá las vías respiratorias y tendremos un buen día.