Y si deseas con todas tus fuerzas ser uno de los que cene en él prepara la cartera porque tendrás que desembolsar nada más y nada menos que 1.000 euros. Sí, como lees.

Hace unos días, un estudio elaborado por la revista The Economist desveló el ranking de ciudades más caras del mundo y Singapur se volvía a coronar, por cuarto año consecutivo, como la primera de todas. Después de ésta le seguía Hong Kong, en segundo lugar, y en tercero Zurich. Sin embargo, como podéis comprobar todo lo caro, se cuece (literalmente) en el continente asiático. Y si no atentos a Ultraviolent, un restaurante dirigido por el chef Paul Pairet donde conecta la tecnología con los cinco sentidos del ser humano. Todo ello a través de un espacio diseñado con paneles de video, altavoces y una mesa que proyecta imágenes, luces y sonidos –ya sean grabaciones musicales o históricas-donde el comensal, a través de una comida de 22 platos, experimenta una nueva forma de gastronomía.

Cada servicio cuenta con una puesta en escena por parte del equipo de Pairet ensayada de forma meticulosa y donde no solo trabajan los cocineros sino los camareros y productores. Lo más llamativo es el precio de la experiencia, 1000 euros por persona, ahora bien, si tenemos en cuenta que ha sido nombrado uno de los 50 mejores restaurantes en Asia y que el continente en sí es caro a niveles desorbitados, tampoco no extraña tanto. Así que si eres de los que puede permitirse el lujo de poder experimentarlo apunta en tu calendario el 4 de mayo, será la reapertura.