No passport required es la docu-serie americana que quiere mostrar las diferentes comunidades minoritarias inmigrantes e integrantes del país, y pretende demostrar que la comida es el punto de inflexión perfecto para que los norteamericanos vean y comprendan a este sector de su población.

Dicen que “quien olvida su pasado, no tiene futuro”, y quizá por eso, los inmigrantes que han llegado a Estados Unidos han decidido alimentar sus raíces, enseñando que, a pesar de que su país no sea un territorio seguro, la cultura, la sociedad y la gastronomía es tan buena, sorprendente y deliciosa como cualquier otra. 

Estos jóvenes son emprendedores y amantes de su país, y su vez desean y quieren vivir en el país en el que “los sueños se hacen realidad”. Por ello, se abalanzan a la cocina, ya que cocinar es su manera de poder denominar, a ese pequeño trozo de planeta, ‘hogar’.

Comida de Irak, de Haiti, de México o incluso de Etiopía, esto es lo que busca la nueva serie de Eater: ensalzar el valor de la diferencia y mostrar la necesidad de buscar una identidad. 

Por ello, No passport required es la mejor manera para entender la expulsión de la administración Trump en diversos restaurantes americanos, en los que, casualmente, trabajan inmigrantes. 

La secretaria de seguridad nacional, Kirstjen Nielsen, fue abucheada el pasado mes de junio por las políticas que separan a los niños migrantes de sus padres en la frontera del sur del país, bajo el grito “si los niños no comen en paz, tú no comerás en paz”.

Así que por esto y por un futuro de convivencia apto para todos, Eater, con la colaboración de PBS, han producido No passport required.

Puedes empezar a verlo online aquí.