Si estás planeando una escapada en furgoneta o autocaravana es probable que tengas dudas sobre cómo vas a llevar todos esos utensilios básicos e imprescindibles que tienes en tu cocina.

Es evidente que todo depende de cómo sea la furgo, pero lo que está claro es que el ahorro de espacio en una camper es vital. Nada que no se pueda solucionar con un poco de ingenio.

Te proponemos algunos elementos de cocina que harán del viaje una experiencia sin ataduras. 

Cubertería de bambú o de plástico

Uno de los errores más comunes al iniciar este tipo de aventuras es ocupar la cocina con el menaje que tenemos día a día en nuestras casas. Es decir, platos, vasos y otros elementos de cerámica, esmalte, vidrio o metal. Sin embargo, una vez en carretera estas opciones pueden convertir la experiencia en un infierno.

Con los bache el vaivén de los elementos, y posiblemente algún que otro plato roto, se harán constantes. La solución, apostar por una cubertería silenciosa, compacta y fácil de limpiar.

Entre los expertos camperos destacan los elementos de plástico, aunque últimamente en pro de la concienciación medioambiental se ha extendido el uso de utensilios de bambú

El mayor problema que te pueden generar está en el filo de sus cuchillos, pero siempre puedes llevar una navaja suiza adicional, que nunca está de más.

Ollas y tuppers plegables

Una de las mejores inversiones para cocinar con variedad en un viaje en autocaravana es una olla mediana o pequeña. El inconveniente, como casi todo en ella, el espacio.

Las ollas apilables con mangos desmontables ya se han establecido como una de las opciones destacadas. Sin embargo, la última y verdadera revolución por la que te proponemos apostar llega de la mano de las ollas plegables

Al estilo de las matrioskas rusas, estas ollas nos permiten acumular en el mismo espacio que un tupper pequeño al menos uno de sus artículos.

Además, se pueden poner directamente al fuego y hasta pliegan sus asas

Di adiós hornillos y humos 

En este tipo de viajes es habitual encontrar en la cocina hasta dos quemadores de alta presión de gas, o lo que es lo mismo, un hornillo de camping gas. En general no son demasiado elaborados pero sí permiten sin problemas llegar a hacer hasta un guiso de lentejas. 

El problema en este punto son los humos y olores, especialmente cuando se hacen elementos a la parrillas o similares.

Una de las alternativas que ha cogido fuerza frente a estas cocinas estándar son las estufas de camping como la BioLite CampStove 2 que en un solo kit hierven, cocinan y hacen a la parrilla todo tipo de alimentos.

Además, no generan humo y pueden ser utilizado mientras te mueves hacia tu próximo destino.

Deja un comentario