La cadena de restauración Popeyes, propiedad de Restaurant Brands Iberia, desembarca en Castilla y León con la inauguración en Valladolid de su primer establecimiento en la capital vallisoleta, en la avenida del Real Valladolid.

Con este nuevo establecimiento la marca continua con su plan de expansión previsto para este ejercicio y suma 15 restaurantes en España, además de que forma parte de un «ambicioso» plan de crecimiento, que traerá consigo más de 25 aperturas, en este año.

Todo ello, con el objetivo de convertirse en los próximos dos años en la primera opción de restauración a la hora de consumir pollo en España

Al acto de inauguración asistió el alcalde de Valladolid, Óscar Puente, así como otras autoridades, como el concejal del PP como Francisco Blanco.

De este modo, Popeyes ha apostado por Valladolid para continuar con su expansión e inaugurar su primer restaurante en la región, el primer franquiciado también de la comunidad autónoma y el tercero de toda España.

El general Manager de Popeyes en España, Ignacio Sedano, ha asegurado que a pesar de la pandemia, se sigue «trabajando en la expansión de la marca» y la compañía «continúa con su plan de aperturas para este 2021 con mucha ilusión», a lo que ha añadido que Valladolid es un territorio «clave» para esta cadena y es «un honor» comenzar la andadura aquí «coEl primer restaurante de todo Castilla y León».

La terraza de Popeyes

El nuevo establecimiento genera 25 puestos de trabajo, cuenta con más de 300 metros cuadrados, con una amplia terraza exterior de 130 metros cuadrados, y formato open kitchen, eliminando así las barreras entre la cocina del restaurante y el cliente.

Además, es ‘Free Standing’, un modelo concebido desde su diseño para reducir el impacto medioambiental, gracias a elementos que favorecen la eficiencia energética.

El restaurante ofrece servicio para llevar, tanto en mostrador como en coche, sistema de ‘refill’ de bebidas (posibilidad de rellenar gratuitamente los refrescos), sistema de autopedido y wifi. Además, muy pronto tendrá también envío a domicilio a través de su plataforma de reparto propia.

De este modo, Popeyes será el encargado de entregar todos los pedidos realizados a través de la app de Popeyes España de los distintos agregadores (en este caso Just Eat) manteniendo el control de todo el proceso desde la elaboración hasta la entrega del producto.

El horario habitual de apertura del restaurante es de lunes a domingo de 12:00 a 24:00, aunque se irá adaptando siempre a las modificaciones y restricciones horarias marcadas en cada momento por las autoridades sanitarias.

Pollo con historia

La cadena especializada en pollo, fundada en Nueva Orleans en 1972, cuenta con más de 45 años de experiencia en el sector y más de 3.300 restaurantes en 25 países. Popeyes es una de las compañías del sector QSR mejor valoradas a nivel mundial y la marca especializada en pollo número uno en EE.UU.

La «sabrosa» comida de Popeyes se inspira en sus raíces, con sabores típicos de Luisiana, donde se cocina respetando la riqueza y mezcla de sabores herencia de su historia multicultural.

Su oferta de productos está basada en su receta secreta de diferentes especias que le confiere el sabor diferencial al pollo, que posteriormente se marina durante doce horas y se prepara y reboza a mano.

Este proceso permite asegurar que el producto esté siempre crujiente por fuera y mantenga la jugosidad en su interior. Así, entre sus productos destaca el famoso The Popeyes One – inspirado en el sándwich que ha causado una auténtica revolución en EE.UU. Además, desde su llegada a España, la compañía ha adaptado su oferta a los gustos de nuestro país.

La propuesta sostenible

Con el objetivo de reducir cada vez más su huella medioambiental, la marca trabaja en tres áreas de actuación: la sostenibilidad de los edificios, los envases y el reciclaje y el abastecimiento responsable.

En este sentido, Popeyes implantará paneles fotovoltaicos para autoconsumo solar en el 90% de sus nuevos restaurantes en España de la mano de EDP. Este plan de autoconsumo energético se implantará en todas las aperturas de restaurantes modelo free standing de la cadena, que además poseen elementos adicionales para favorecer la eficiencia energética.

La marca trabaja también para ser la primera gran cadena QSR con el 100% de su packaging sostenible. Actualmente ya cuenta con el 93 por ciento y, en junio, superará las exigencias marcadas por la legislación al alcanzar el 100%.

Garantía de seguridad

Por otro lado, la cadena ha implementado un «riguroso» protocolo en todos sus restaurantes para garantizar la seguridad tanto de empleados como de clientes. El protocolo incluye medidas de control y protección individual para empleados, medidas de protección y señalización en los restaurantes, como control aforo o señalización para mantener la distancia de seguridad, así como medidas de higiene para clientes.

Además, el servicio delivery cuenta con el protocolo de entrega con contacto mínimo y seguro, entre repartidor y cliente. Así, la cadena ha adaptado todos los procedimientos operacionales de sala, cocina y reparto a domicilio con medidas de seguridad extraordinarias de cara a seguir ofreciendo la mejor experiencia a sus clientes.

En España suma ya 13 establecimientos repartidos en la Comunidad de Madrid, Valencia, Badajoz, Guadalajara y Murcia. Su sabrosa comida es el reflejo de su lugar de origen, Luisiana, que destaca por su herencia culinaria y multicultural.

Deja un comentario