Lobsterie abrió sus puertas a principios de febrero de 2018 de la mano de dos jóvenes emprendedores franceses, Arnaud Keres y Clement de La Jonquière, con el objetivo de ser un restaurante que mezclase el bogavante con la “brasserie” francesa. En esta dupla Clement es el jefe de cocina, que después de formarse en diferentes restaurantes estrella Michelín de Francia decidió hacerse con el mundo de la hostelería española, y junto a él Arnaud, director del restaurante, formado en International Hospitality Management School of Savignac.

 

 

La carta que han preparado para Lobsterie es corta, casi monográfica, y gira en torno al bogavante pero si comenzad a probar uno de sus platos, querrás probarlos todos. Desde el famoso Lobster Roll hecho con bogavante gallego con mantequilla hasta las ostras, los camarones salteados en harina de garbanzo, un raw bar de pescado o los sándwiches de pulled pork.