Es un hecho indiscutible que lo que el hombre no tiene lo desea. Y si no puede tenerlo lo recrea sea como sea. Es algo que va en nosotros. Pero también es algo que sucede en gastronomía. Por ello no dejamos de ver a cocineros trasladar la esencia de su tierra natal a nuestro país a través de restaurantes y deliciosas recetas.

Uno de los últimos en llegar es Gallo Negro, un mexicano divertido y desenfadado ubicado en Majadahonda que trae la esencia del cambio gastronómico que acontece hoy en día.

Al mando de este restaurante se encuentra Julio Valdez, socio fundador y creador de conceptos como Mex&co y Central Mexicana, que ofrece al comensal la esencia y el placer de la cocina mexicana combinados con otras novedades gastronómicas que investigan. Todo ello a través de recetas típicas pero imperdibles como el guacamole de la casa, los tacos de langostinos en tempura, el tataki de atún con salsa de cítricos y un toque de chile serrano o la arrachera. ¡Ah! Y combinado una larga lista de tequilas para darle un extra de diversión a la comida.

Además de restaurante, dividido en dos espacios, Gallo Negro es también centro de talleres de cocina de productos y alimentos donde, además de enseñar recetas tradicionales se imparten pequeñas masterclass para poder conocer e incluir ingredientes en recetas del día a día.

Aunque por el momento cuenta con dos espacios en Madrid, Julio planea abrir las puertas de uno en Alemania. Pero para ello habrá que esperar a finales de año.