Estamos en ese momento del año en el que lo que toca es aminorar la marcha, bajar el ritmo y saborear cada instante. Porque durante el verano vamos algo más lentos, pero seguros en eso de exprimir los días. Planes con amigos que aún están en la ciudad, tardes en la piscina o en la playa hasta que el sol se esconde, o momentos en casa al refugio del calor en los que hacer todo eso que durante el resto del año no nos ha dado tiempo, como leer, empezar esa serie o, simplemente, conversar con la persona con la que compartimos el día a día.

Otro de los hábitos que cambia durante el verano es la forma de comer, más ligera, más fresca. El único remedio para combatir el calor por el paladar y la forma más deliciosa de seguir disfrutando, aún más si cabe. Las nuevas barras The Rustik Bakery ® son perfectas para ello, porque acompañadas de tus ingredientes favoritos pueden convertirse en deliciosos bocados para cualquier momento del día. Y es que hay veces que lo que más nos llena es lo más sencillo. Te damos algunas ideas, que empiezan por un producto que seguro que amas, el salmón –pero ojo, porque no es un salmón cualquiera– y terminan con queso y miel.

Tostas con salmón marinado

El salmón es un ingrediente estrella: rico, nutritivo y que combina con prácticamente todo. Pero, para ir un paso más allá en tu tosta de verano, te recomendamos que prepares tu propio salmón marinado, sólo te llevará media hora y la diferencia será notable.

Ingredientes:

· Un lomo de salmón sin espinas

· 1 kilo de sal

· ½ kilo de azúcar

· Una pizca de pimienta

· 15gr de eneldo

Paso a paso:

  1. Vierte en un bol la sal, el azúcar y la pimienta. Mezcla con una cuchara. Cubre una bandeja con la mitad de la mezcla
  2. Coloca sobre ella el salmón por la parte de la piel, añade el eneldo sobre la carne del salmón y cubre totalmente con el resto de la mezcla del bol dejando el salmón enterrado.
  3. Llévalo a la nevera y déjalo reposar durante 48h.
  4. Lávalo con agua y disfrútalo en infinidad de tostas. ¿Algunas ideas? The Rustik Bakery ® Clásica o Cereales con queso crema, rodajas finas de pepino, unas lonchas de salmón, coronada con unos aros de cebolla morada cortados también finos. Otra es con aguacate, salmón, sésamo negro y un toque final de salsa de yogur.

Tostas para cualquier momento del día

Hay días en los que no te quieres complicar, ya sea porque no tienes tiempo o porque no te apetece, pero sí que quieres comer bien. Para esos momentos existen estas tres recetas:

Desayuno

Una rebanada The Rustik Bakery® Clásica o Cereales, huevos revueltos con un toque de mantequilla y pimienta negra, champiñones salteados con ajo y perejil bien picadito.

Comida

De nuevo nuestra rebanada The Rustik Bakery® favorita, intercalar una rodaja de mozzarella con otra de tomate –de verdad–, unas hojas de albahaca y, por último, decorar con un chorrito de emulsión de vinagre de Módena.

Cena

En este caso jugamos con el contraste entre dulce y salado. Sobre la tosta de pan, ponemos unas láminas de manzana verde, queso azul tipo gorgonzola y coronamos con miel.

Deja un comentario

Cancelar la respuesta