Colonel Sanders

Pollo frito, crujientito, calentito, sabrosón. Así es el pollo de KFC que hasta hace unos años no habíamos podido probar en España. Ahora se ve en cada esquina del centro de las principales ciudades españolas pero poco se sabe de aquél que es su imagen y fundador. Colonel Sanders no solo creó el imperio del pollo frito en versión fast food con Kentucky Fried Chicken sino que además se convirtió en el embajador y símbolo de la marca. Nacido a finales del XIX en Indiana su historia es el típico ejemplo de cómo una simple idea puede convertirse en la más rentable. Harland Sanders era el dueño de una popular estación de servicio, enfrente de la abrió un restaurante de pollo frito, el mismo que le mereció el título de Colonel por parte del gobernador de Kentucky. Ahora, lo que empezó en ese restaurante es una de las franquicias más populares dentro y fuera de los Estados Unidos.

Wendy

Una barra de ensaladas infinita (al más puro estilo Sizzler), patata horneada chorreando queso y crema agria, chilli (¡dios ese chilli!) y el Frosty de vainilla o chocolate al que no hay niño al que se le resista… estos son solo algunos de los emblemas de la cadena de restaurantes Wendy’s que siempre han acompañado a la pequeña Wendy, la hija del fundador de la cadena Dave Thomas e imagen de la marca. De hecho, Thomas –quién creó el restaurante en Ohio, en 1969 porque “no era capaz de encontrar una buena hamburguesa en la ciudad”- le robó un poco el protagonismo a la imagen de su hija a partir de 1989, cuándo se convirtió en el embajador de la marca y la cara de cada uno de los anuncios de televisión.

McDonald’s

Que se quite Krusty que se quite Charlie Rivel, el rey de los payasos es el señor Ronald McDonald y lo es desde 1963 como la imagen principal de McDonald’s. El actor debajo del disfraz era el señor Willard Scott y siempre iba con un mono amarillo, rojo y blanco. Aunque en sus orígenes la tendencia iba marcada por una naríz de papel blanca, sombrero de cartón y cabellera rubia. Solía ir acompañado, allá por los años 70, de un séquito de personajes bastante curiosos que lamentablemente han desaparecido. Por un lado tenía a el Ladrón de Hamburguesas (también conocido como Robahamburguesas) al que no se le escapaba ni una, por el otro iba Grimace (o el Robabatidos) un ente enorme y morado que empezó como un malvado personaje que solía robar batidos con sus cuatro cortas y patosas manos. Aún así, el personaje resultó ser tan adorable que decidieron mantenerlo como “uno de los buenos” y reducirle los brazos a un par. Birdie the Early Bird (Pajarita) es la representante femenina del grupo, una pajarita amarilla vestida con mono rosa y gafas de aviadora dedicada a promocionar los desayunos de la cadena… en efecto, esos Egg McMuffin, Hashbrowns y Pancakes eran su especialidad. Siempre en el fondo y sin mucho protagonismo los seguían a todos los Fry Kids, unos pompones a colores dedicados a honrar a esas patatas fritas que tanto soñamos cuando el hambre más voraz y salvaje nos aprieta.

El Rey

Bueno, por lo menos lo fue hasta el año 2011 cuando la marca decidió dar un cambio rotundo a su estrategia de márketing. ¿La razón? Los altos índices de obesidad infantil a las que se enfrenta su país de origen. Ahora optan por anuncios que atraigan a amas de casa y para ello los plagan de vegetales frescos, por aquello de evitar fomentar una mala alimentación. Pero nosotros nos quedamos con El Rey porque tenía rollito y porque se presentaba en las ocasiones menos esperadas, con la vestimenta más bizarra y con esa sonrisa tan perturbadora que aún así, lograba invitarnos a comprar (una y otra y otra) vez ese legendario Whopper. ¡Como a mí me gusta!