Es muy probable que desde su inauguración en el año 2009, el mercado gourmet de San Miguel se haya convertido en uno de los centros de cultura culinaria más transitados de España. Se calcula que aproximadamente acuden unas 75.000 personas cada semana. Un referente gastronómico cuyo edificio está considerado Bien de Interés Cultural y donde el principal protagonista no es otro que el producto. Un lugar de encuentro para ese vino de domingo con los amigos, para probar esas croquetas que probablemente triunfen en casa o para ese gourmand que se presentará a algún tipo de casting culinario, abre sus puertas, nada más y nada menos que, al otro lado del Atlántico.

Miami ha sido la ciudad elegida para trasladar ese sabor made in Spain con La Feria del Mercado de San Miguel. El Bayfront Park, situado junto al mercado Bayside, ha sido el encargado de acoger productos artesanales y esa cocina tanto tradicional como contemporánea. Un espacio de 837.000 metros cuadrados adornados con una estética romántica de inspiración aristócrata y gitano, distribuido en varios puestos dentro y fuera del recinto donde poder degustar deliciosas tapas, encurtidos, gazpachos y, por supuesto, el jamón ibérico. Eso sí, que no falte el vino.

Una nueva aventura nómada enmarcada en la gran urbe del sur de Florida que se podrá disfrutar hasta el próximo 26 de enero.