¿Cuánto pagarías por degustar un helado batido a mano, hecho con hielo glaciar en la
cima del pico más alto de África, el Monte Kilimanjaro? Piénsalo bien porque no es solo
eso. Esta experiencia incluye comerte el helado en la cima de esta montaña, pero también
tienes que volar allí y quedarte a dormir en el único hotel de la zona, un cinco estrellas.

Esta es la experiencia que la marca de helados orgánicos Three Twins de California ha
creado para que -si puedes- disfrutes del helado más caro del mundo. Una oportunidad de trasladarse a Tanzania con el fundador de la empresa y subir a la cumbre donde degustarás este manjar. ¿El coste? Tan solo 60.000 dólares, de los cuales 10.000 se destinarán a obras de caridad.