Debería ser ilegal porque está buenísimo y no hay quien se le resista. El ice cream float es una guarrada hecha y derecha pero no por ello hay que dejar de beberlo. Un ice cream float es una bebida refrescante y cremosa que funciona tanto en verano como en invierno, aunque en verano la satisfacción está todavía más asegurada. La preparación más clásica es la que lleva Coca Cola y un par de cucharadas de helado de vainilla y era el típico brebaje de los bares americanos de los años 50’s. Siempre con una pagita y un par de cubitos de hielo.

Raro haberlo probado aquí en España pero siempre hay una primera vez, ¿no? De hecho, aquí en la redacción vamos a hacernos unos cuantos que nos ha entrado la sed.

https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Soda_jerk_NYWTS.jpg