Los Cheetos, ese snack tan adictivo, quieren poner solución a las manchas naranjas (que deja en cuerpo y alma) con una colección textil y de accesorios que facilite el consumo de estos gusanitos.

Para que comer Cheetos no sea sinónimo de tener que recurrir al “rechupeteo” de dedos y frote tras frote para quitar las manchas naranjas, la compañía quiere crear una colección de moda en colaboración con Betabrand, aunque actualmente está en fase de crowdfunding en Kickstarter.

De conseguirse el dinero necesario, los diseños propuestos incluirían una chaqueta con bolsillos con la posibilidad de rellenarlos de servilletas que quitasen el polvo naranja de queso que se queda en nuestras manos, a tiempo completo, después de comernos una bolsa entera de Cheetos. La colección también estaría provista de unos pantalones con una pieza de quita y pon para limpiarnos en ella sin necesidad de mancharlos.

Las prendas masculinas y sus accesorios no acabarían aquí, también corbatas con solapas para no mancharlas y, para los más discretos, Cheetos pondría a su disposición silenciadores de bolsas para poder disfrutar de estas chucherías sin hacer ruido ni molestar a nadie.

Una divertida forma de comer nuestros snacks preferidos en el caso de conseguir financiación suficiente como para ponerse manos a la obra a dar vida a estos diseños.