Cualquier tema entra mejor con comida y eso hacemos en Casa Cavestany, comer, de vez en cuando hablar y cuando tenemos la boca rellenamos los silencios con esos hits atemporales que tenías enterrados bajo siete candados en lo más profundo de tu estómago. En cada programa ponemos la mesa, comemos o hacemos catas, nos vistan amigos, invitados especiales y amigos que a su vez son invitados especiales atraídos por los cantos de sirena que producen los torreznos y el licor de café.

En medio de una explosión global de podcast y de nuevos formatos de consumo audiovisual, Casa Cavestany se ha consolidado en la parrilla de Subterfuge Radio, como un foodcast donde, salvando el atrevimiento de comer y beber en la radio, la comida es nuestra permante invitada y percha de la que pueden colgar los temas de conversación y debate más insospechados.

En nuestro último programa tuvimos la primera parte de una cata de cecinas de León, buey, vaca de puerto, oveja, venado y caballo fueron las que probamos en esta ocasión, acompañados por Andrés Rodríguez, director y editor de esta publicación, y Pilar Portero, de la Guía Repsol.

Fueron las cecinas de buey, por su sabor y textura gracias a su grasa entreverada, vaca de puerto (crecida en libertad y alimentada con pastos), y caballo también muy suave, las que más nos gustaron.

Esta forma de curación milenaria con el ahumado como característica más peculiar, suponemos que surgió, tal y como la conocemos hoy en día, en aquellas zonas donde no era habitual la presencia de cerdos que sacrificar y curar. Sí es verdad que con el paso de los años ha evolucionado desde un producto más similar a una mojama, hasta una curación actual más similar al jamón, haciéndola más asequible a todos los paladares.

Por cierto, opiniones econtradas tuvo la cecina de oveja por un lado para unos fue la que peor valoración tuvo y para otros recordaba, con sus distancias, al lomo de cerdo.

Si tienes la oportunidad, no dejes de probarlas.

Dentro de la parte no gastronómica que acompaña el foodcast, charlamos con Pilar y Andrés sobre música, medios de comunicación, comida… la evolución de medios tan consolidados como la Guía Repsol y Tapas, hacia su consumo mixto entre el papel y las nuevas tecnologías, y por públicos cada vez más heterogéneos y exigentes, que les lleva en algunos casos a ser prescriptores de prescriptores, buscando y rebuscando hasta encontrar aquellas personas, sitios o productos innovadoras y que merecen ser descubiertos y acercados al gran púbico.

Además, resultó que Andrés, tras publicar varios libros relacionados con la música y haber dirigido las revistas El Gran Musical y Rolling Stone, le unía una amistad de más de 30 años con Pilar, más concretamente a los orígenes y al lanzamiento del grupo musical Un pingüino en mi ascensor…

No te podemos contar más, solo invitarte a que te sientes a la mesa de Casa Cavestany y disfrutes con nosotros del programa.

Deja un comentario