No cabe duda de que Sitges es uno de los destinos de playa por excelencia de la costa barcelonesa. Y nos gusta disfrutar de la playa, pero si además la experiencia va acompañada de un buena oferta gastronómica no es que nos guste, es que nos encanta.

El Hotel MiM Sitges, que se encuentra tan solo a 100 metros de la playa es uno de esos lugares donde se respira Mediterráneo. Con un sky bar en la azotea, se nos hace muy difícil resistirnos a las vistas y la gastronomía del lugar. Por ello, MiM Sitges es la opción ideal para disfrutar de unas vacaciones en familia, con amigos o de una escapada romántica.

La azotea del hotel constituye el espacio gastronómico donde la cocina mediterránea y la cercanía al mar son los protagonistas con una materia prima excelente gracias a la proximidad de la lonja de Vilanova y los huertos del Garraf. Sabores al natural.

Azotea del hotel MiM Sitges

La presente temporada acoge una nueva propuesta gastronómica con recetas tan apetecibles como el Carpaccio de remolacha, queso, pesto y piñones, el Ceviche al estilo MiM o la sopa de yogur griego, sorbete de mandarina y mango. Además, la carta de bebidas, incluye vinos de la D.O. Penedés y cervezas locales, enfatizando, una vez más, la importancia de los productos kilómetro 0.

Además, este verano cuenta con un menú diario de lunes a viernes por 25€ como novedad. El delicioso menú diario de SKY Bar consiente en dos platos, postre, bebida y café con recetas tan tentadoras como la Burrata con compota de remolacha, tomate osmotizado y pesto, la Pechuga de pollo del corral en dos cocciones, hierbas y wok de temporada y el Coulant de praliné de avellana & chocolate con helado de vainilla. 

Gestionado por Majestic Hotel Group y en propiedad de Leo Messi, el hotel es un icono de arquitectura sostenible y compromiso medioambiental, por lo que fue el primer hotel en Europa en recibir la certificación LEED Platinum, distintivo que regula la condición de edificio sostenible y que concede el US Green Building Council.

Deja un comentario