Transportarse a la infancia y despertar los recuerdos es el objetivo de las creaciones de María Luisa. Ella es la cocinera y la que da nombre a su restaurante: La Cocina de María Luisa. Lleva 15 años al frente de este restaurante en el que busca hacer disfrutar al comensal y en el que prima la cocina de temporada y los sabores y los productos de su Soria natal. Su amor por las setas, los hongos y la caza provienen de esta pequeña ciudad en donde la gastronomía es parte fundamental de la tierra y que se han convertido en la especialidad de este local.

Pionera en hacer jornadas de setas en la capital, su selección de platos Caprichos micológicos enamora a todo el que los prueba. Ejemplo de ello son el carpaccio de boletus, la tosta de hongos con foie y salsa de higos y mostaza o las delicias de acelgas rellenas de pato y trufa negra de Soria. Entre sus platos de caza, una especialidad cuando llega el otoño, no pueden faltar el venado con manzanas, las pochas con ave o liebre y las manitas de cerdo rellenas con carne y trufa negra. Platos sorianos perfectos para la llegada del otoño.